PortalPortal  ÍndiceÍndice  CalendarioCalendario  GaleríaGalería  FAQFAQ  BuscarBuscar  MiembrosMiembros  Grupos de UsuariosGrupos de Usuarios  RegistrarseRegistrarse  ConectarseConectarse  
Queremos  dar  la  bienvenida  a  todos  los   amigos  y simpatizantes  de  Bonsái  Costa  Blanca  
   Y  animaros  a  que participéis  en  el  foro  con  vuestras  aportaciones                             Nuestra principal intención es, transmitir siempre gratuitamente nuestros conocimientos. "Carthago"
 

Comparte | 
 

 Curso básico de inicio al Bonsái

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
Juan Antonio
Admin


Cantidad de envíos : 120
Puntos : 137
Fecha de inscripción : 01/05/2008

MensajeTema: Curso básico de inicio al Bonsái   Sáb Mayo 15, 2010 12:13 pm

Queridos amigos voy a iniciar un curso básico sobre el cultivo del Bonsái.
Este curso estará abierto a cuantas aportaciones y correcciones, a que hubieran a lugar para tener una guía lo más completa posible para el cuidado de nuestros Bonsáis.
Esperando vuestras sugerencias y aportaciones recibir todos un cordial saludo.
Este curso en lo posible irá acompañado de videos e imagenes localizadas en la red.

Curso básico de inicio al Bonsái

¿Qué es un bonsái?
EL nombre deriva del vocablo japonés bon-(bandeja), sai (árbol), por lo tanto es
un árbol en una bandeja.
Cómo hemos dicho un Bosáis es un árbol pequeños que vive en una maceta pero conserva todas las características de sus hermanos mayores que viven en plena naturaleza.

Su forma depende del buen uso de las distintas técnicas empleadas en el arte del Bonsái: Poda,pinzado, alambrado, desfoliado, trasplante, riego y abono,etc.

Con el buen uso de estas técnicas un árbol en una maceta puede llegar a vivir más tiempo que nuestros su congéneres en plena naturaleza.

¿Por qué permanece pequeño?[

Los bonsáis permanecen pequeños porque se recortan periódicamente sus raíces y la parte aérea. Darle forma a los arboles mediante la poda es una técnica antigua habitual de cultivo. Los bonsáis al tener que vivir en una cantidad de suelo limitada que permite controlar su crecimiento mediante los cuidados de riego y abonado. Este método no es ningún modo a antinatural, ya que si observamos la naturaleza nos daremos cuenta que hay muchos árboles que viven en las rocas donde disponen de una cantidad reducida de tierra.

Emplazamiento.-


Resaltar que no existen Bonsái de interior sino que se adaptan a vivir en el interior . Estos provienen de zonas tropicales que por su naturaleza se pueden aclimatar a interiores.El lugar para su emplazamiento de interior sería próximo a una ventana amplia bien iluminada.
Una vez aclarado este concepto, en primer lugar tienes que escoger un buen lugar para su ubicación, si vives en una ciudad el mejor sitio será siempre en el exterior (un barcón, una terraza, una ventana etc.), El bonsái como los demás seres vivos necesitan del sol y el aire para vivir.
[/font]
Riego.-

Aparte del sol necesitan (ahora dependen de nosotros) beber y alimentarme, así que tienes que aprender a darle de beber. La mejor agua para su riego es la de lluvia, la mineral, osmosis, etc. También puedes utilizar agua del grifo, pero esta déjala reposar al menos 24 horas para que el cloro se evapore. Un secreto, para saber cuándo necesita riego, es cuando la superficie de la tierra empiece a secarse, ese es el momento justo. Riégalo hasta que aprecies que sale el agua por los agujeros del drenaje.

* El riego debe de ser más frecuente en primavera y en verano
* En invierno y en otoño deben espaciarse los riegos



Abonado.-


Existen dos tipos de abonos, los abonos de origen orgánicos y los abonos químicos.
El abono organico o sólido al estar hecho con productos naturales, es el más indicado para el Bonsái. La forma de aplicar este abono será esparciado por la maceta.

El abono químico está hecho a base de sales minerales, actuan de una forma más rapida que el organico, pero no conviene pasarnos con la dosis un esceso de este abono sería fatal para nuestros bonsáis.
El abono líquido deberá aplicarse mesclado con el agua de riego.
Advertencia no debemos abonar ningún Bonsái hasta pasado un mes después de un trasplante y ante la sospecha de detectar alguna enfermedad en nuestros Bonsái.

Los elementos básicos del abono:

MACRONUTRIENTES

Nitrógeno Fósforo Potasio

N (Nitrógeno

Funciones del Nitrógeno en las Plantas

El nitrógeno (N) es necesario para la síntesis de la clorofila y, como parte de la molécula de clorofila, tiene un papel en el proceso de fotosíntesis. La falta de nitrógeno (N) y clorofila significa que el cultivo no utilizará la luz del sol como fuente de energía para llevar a cabo funciones esenciales como la absorción de nutrientes. El nitrógeno (N) es también un componente de las vitaminas y sistemas de energía de la planta.

Síntomas de deficiencia

Las plantas deficientes de nitrógeno (N), tienden a atrofiarse, crecen más lentamente y producen menos hijuelos que lo normal; también presentan menor número de hojas, y en algunos cultivos, tales como, papa y algodón, producen madurez prematura comparadas con plantas que poseen cantidades adecuadas de nitrógeno (N).

P (Fósforo)
Fósforo, un Nutriente Esencial para la Planta

El fósforo (P) es esencial para el crecimiento de las plantas. No existe ningún otro nutriente que pueda substituirlo. Las plantas deben tener fósforo (P) para completar su ciclo normal de producción. Es uno de los tres nutrientes principales. Los otros dos son el nitrógeno (N) y el potasio (K).


Síntomas de Deficiencia en las Plantas

El primer síntoma de falta de fósforo (P) es una planta atrofiada. Las hojas pueden deformarse. Con deficiencia severa, se pueden producir áreas necróticas en las hojas, frutos y tallos. Las hojas más viejas quedan afectadas antes que las jóvenes. A menudo se observa un color rojizo en las plantas de maíz deficientes en fósforo (P). Esto también ocurre en otros cultivos, especialmente cuando las temperaturas del medio ambiente son bajas.

Los síntomas visibles, aparte de la atrofia en crecimiento y bajos rendimientos, son en general menos claros que los síntomas de deficiencia producidos por el nitrógeno (N) y el potasio (K).

K (Potasio)
El Papel del Potasio (K) en las Plantas

El potasio (K) es un nutriente vital para las plantas. No puede ser reemplazado por ningún otro nutriente. Es uno de los tres nutrientes principales -nitrógeno (N), fósforo (P) y potasio (K)-.

El potasio (K) también es vital para la fotosíntesis. Cuando hay deficiencia de potasio (K) la fotosíntesis disminuye. A medida que el potasio (K) se hace deficiente, la respiración de la planta aumenta.

Síntomas de deficiencia

Estas dos condiciones producidas por la deficiencia de potasio (K) -fotosíntesis reducida y aumento de la respiración- reducen los carbohidratos de la planta.

La deficiencia de potasio (K) hace que las plantas crezcan lentamente. Estas presentan un sistema radicular con desarrollo pobre. Los tallos son débiles, y el vuelco de las plantas es común. Las semillas y los frutos son pequeños y arrugados, y las plantas presentan una resistencia baja a las enfermedades.

MICRONUTRINETES

Hierro Manganeso Zinc Cobre

(Fe) Hierro, factor indispensable para ciertos procesos en las plantas



El hierro (Fe) es un catalizador que ayuda a la formación de la clorofila y actúa como portador de oxígeno.

El hierro (Fe) ayuda a formar ciertos sistemas enzimáticos respiratorios.



Síntomas de deficiencia



La deficiencia de hierro (Fe) produce hojas de color verde pálido (clorosis) con una distinción marcada entre las venas verdes y las entrevenas amarillas.

Debido a que el hierro (Fe) no se transloca dentro de la planta, los síntomas de deficiencia aparecen primero en las hojas jóvenes de la parte superior de la planta. Las deficiencias severas pueden volver toda la planta de color amarillo a blanquecino.

Las aplicaciones en el suelo, o foliares, pueden corregir las deficiencias de los cultivos. La aplicación de materiales solubles en el suelo (como el sulfato de Fe) no resulta muy eficiente debido a que el hierro (Fe) se convierte rápidamente a formas no disponibles.

Cuando se aplican estos materiales como aspersiones foliares, son mucho más efectivos. Las inyecciones de sales de hierro (Fe) secas directamente en los troncos y ramas de árboles frutales han controlado la clorosis. La mayoría de las fuentes fertilizantes de hierro (Fe) es mejor aplicarlas como aspersiones foliares. Este método usa cantidades mucho menores que las aplicaciones en el suelo.


(Mn) Manganeso, reactor del sistema metabólico de la planta



El manganeso (Mn) funciona primordialmente como parte del sistema enzimático de la planta. Además, activa numerosas e importantes reacciones metabólicas.

El manganeso (Mn) desarrolla un papel directo en la fotosíntesis ayudando en la síntesis de clorofila.

El manganeso (Mn) acelera la germinación y madurez.

El manganeso (Mn) aumenta la disponibilidad de P y Ca.



Síntomas de deficiencia



Los síntomas de deficiencia aparecen primero en las hojas jóvenes, con un color amarillento entre las venas. A veces también aparecen series de pecas de color pardo.



(Zn) Zinc, refuerzo para importantes procesos en las plantas



El zinc (Zn) ayuda a las sustancias de crecimiento y a los sistemas enzimáticos de las plantas. Además, es esencial para promover ciertas reacciones metabólicas.

El zinc (Zn) es necesario para producir clorofila y para la formación de hidratos de carbono.



Síntomas de deficiencia



El zinc (Zn) no es translocado en la planta, de ahí que sus síntomas de deficiencia aparezcan primero en las hojas más jóvenes y otras partes de la planta en crecimiento activo.

A la deficiencia de zinc (Zn) en el maíz se le llama "yema blanca" debido a que las yemas jóvenes se tornan blancas o amarillo pálido al principio de su crecimiento.

Otros síntomas incluyen el bronceado del arroz, arrocetado de las pecanas y "hojas pequeñas" en los frutales.

Una buena forma de sobreponerse a las deficiencias de zinc (Zn) es aplicarlo al voleo o en surco con los otros fertilizantes. Este tipo de aplicaciones a menudo dura por varios años.

Las aplicaciones foliares también han sido usadas con éxito, por lo general como medida temporal o de emergencia.

(Cu) Cobre, esencial para los diversos procesos en las plantas



El cobre (Cu) es necesario para formar clorofila en las plantas.

El cobre (Cu) cataliza varios procesos en las plantas.

El cobre (Cu) es necesario para promover procesos en las plantas, aunque no forme parte de él o de los productos formados por estas reacciones.



Síntomas de deficiencia



Los síntomas más comunes de la deficiencia de cobre (Cu) incluyen marchitez en los cítricos y "estallido" de las cebollas y otras hortalizas. Muchas verduras demuestran deficiencias en hojas que pierden su turgencia y desarrollan un matiz azul verdoso antes de volverse cloróticas y enrolladas. Además, las plantas no florecen.

Los suelos orgánicos tienen las mayores deficiencias de cobre (Cu), debido a que lo retienen con tal tenacidad que sólo una pequeña cantidad se encuentra disponible para el cultivo.

Los suelos arenosos, bajos en materia orgánica, también pueden volverse deficientes en cobre (Cu) debido a las pérdidas por lixiviación.

Los suelos arcillosos pesados tienen menos probabilidades de ser deficientes en cobre (Cu).

La presencia de otros metales en los suelos (Fe, Mn, Al, etc.) afecta la disponibilidad del cobre (Cu) para el crecimiento de las plantas. Este efecto es independiente del tipo de suelo.

Como la mayoría de los otros micronutrientes, grandes cantidades de cobre (Cu) pueden ser tóxicas para las plantas. Cantidades muy altas deprimen la actividad del hierro (Fe) y pueden producir deficiencias de este nutriente en la planta. Estas toxicidades no son comunes.

Cuando abonar.-

En primavera: Comenzamos en marzo hasta junio, debe ser más rico en N que en P y K

En verano: julio y agosto no se abonará

En otoño: de septiembre a noviembre debe ser más rico en P y K que en N.







Plagas del Bonsái.-



Los cuidados incorrectos de nuestros Bonsáis, suelen provocar que éstos se debiliten y queden expuestos al ataque de enfermedades y plagas. También la poda defectuosa puede contribuir a la aparición de hongos, y podredumbre en la zona podada.
Algunas plagas:

• Cochinilla algodonosa (Pseudococcus obscurus)- Es un insecto de envoltura de cera blanca, ataca al bonsái debilitándolo. Se ubica en las ramas y el tronco, en ocasiones, pueden infectar también las raíces.
Control: se elimina manualmente aplicando alcohol metílico con una bola de algodón. También es buena medida, aislar al bonsái enfermo, pues podría contagiar a los otros ejemplares.

• Pulgón lanígero (Eriosoma Lanigerum)- de color marrón, este pulgón se cubre a sí mismo con una capa de cera lanosa blanca, y puede representar una amenaza seria. Se alimenta con las ramas pequeñas y delgadas de varias clases de bonsái, preferentemente los de fruto y flor, como el manzano (Malus), cotoneaster, y espino (Crataegus). Las ramas atacadas por este insecto pueden presentar muerte progresiva, y en el caso del manzano puede darse la formación de un chancro.
Control: emplear insecticida de contacto y sistémico, en un programa de pulverizado. También se puede eliminar manualmente con una bola de algodón embebida en aguarrás mineral.

• Araña roja (Tetranychus urticae)- son pequeños ácaros que atacan a varios tipos de bonsáis, tanto de interior como de exterior. Cubren el follaje con una seda sumamente fina sólo visible al trasluz. Las hojas se debilitan, cambian de color y mueren. Control: ventilar para controlar la temperatura, y pulverizar las hojas con agua limpia una vez al día, ayuda a eliminar estos parásitos, pues a estos ácaros les gusta el calor y los lugares secos. Un programa de pulverizado con insecticida elimina durante todo el año a estas arañas.

• Mosca blanca (Aleyrodidae C)- tienen forma de pequeña mariposa de color blanco, sobre todo aparece en verano situándose en el envés de las hojas, produce paralización de crecimiento y segregación de melaza de las hojas. Se elimina con insecticida específico.
• Hormigas – las hormigas atacan de diversas formas al bonsái, realizando túneles y nidos en la tierra, llevándose las semillas pequeñas de la bandeja, pero en sí es muy poco lo que atacan al bonsái. Por lo general sólo aparecen cuando hay presencia de pulgones en el bonsái, pues la hormiga se alimenta de la sustancia melosa que éstos producen.
Control: encontrar y destruir los nidos, generalmente están cerca de la zona del árbol. Si los nidos están en la maceta, trasplantar y cambiar la tierra. Seguir un programa de pulverizado para controlar los áfidos del bonsái
• Hongos- aparecen en curtivos dedefectuosos y en lúgares húmedos con poca ventilación. Se manifiesta en forma de manchas en las hojas, producciendo defoliaciones y paralización de crecimiento. Se combate con fungicidas.







El trasplante.-
El trasplante consiste en cambiar la tierra, suprimir una parte de las raíces y según el caso cambiar la maceta.
Para realizarlo seguiremos los siguientes pasos:















Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://bonsaicostablanca.foroes.org
 
Curso básico de inicio al Bonsái
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Curso básico de identificación de árboles y arbustos madrileños
» Mi inicio en el mundo de los Yamadori
» CURSO DE NUDOS BÁSICO. (2) NUDOS DE TOPE
» Inicio del acuario
» BOGOTÁ-COLOMBIA

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Bonsái Costa Blanca :: Bonsái :: ARTÍCULOS-
Cambiar a: